lunes, 9 de octubre de 2017

Deberes con Dios 1


11. 1.- Definición.- (Del latín Deus.).- Nombre sagrado del Supremo Ser, Creador del universo, que lo conserva y rige por su providencia. Cuanto más estudiamos y observamos la naturaleza, más y más nos admira el gran orden y exquisito concierto con que todo está arreglado en ella. Y si tenemos ocasión de penetrar al conocimiento de la ciencia, nos sorprende que las cosas más pequeñas que observamos, sean efectos de causas inmutables.
11. 2.- Esas causas, es decir las más inmediatas y pocas que en nuestra limitada inteligencia nos es dado averiguar, hacen ver la gran armonía que entre ellas existe, armonía que tiene que ser efecto de una sola Gran Causa.
11. 3.- Los años y las estaciones se suceden con regularidad matemática; el sol, la luna, la tierra y todos los astros se mueven; el mar cada seis horas aproximadamente, ya hincha o eleva su seno en el flujo, ya lo contrae como replegándose en ocultos abismos en el reflujo; el hombre, los animales y las plantas nacen, crecen y mueren constantemente, y el Universo sigue sin interrupción su marcha regular por siglos, por edades y por períodos geológicos.
11. 4.- En vista de tan inmenso espectáculo, del cual sabemos sólo que los astros se mueven; que las mareas ocurren por ese movimiento; que los hombres, las plantas y los animales, nacen porque reciben su existencia de otros seres como ellos, y que mueren cuando ya no pueden sostener su vida. ¿No lo vuelve todo una sola idea; no concebimos en todo ello la existencia de una Causa?
11. 5.- Esa Causa Universal que todo lo encierra en Sí misma, unos lo llaman – como Cicerón, cuando dijo: - “¡Causa de las Causas, sálvame!” y la mayor parte la llamamos Dios.

Ejemplo, la suave forma y la perfecta mecanica de la nubes

jueves, 8 de octubre de 2015

La Moral, No es Religion

En el Mexico Catolico, la Moral estaba tan intrinsecamente unida a la Religion, que acabaron pareciendo ser una sola cosa, pero no lo son, en realidad, el Marianismo Catolico Mexicano tiene una forma de ver la moral, que todos de una u otra forma conocemos y muchos hemos llegado a aborrecer, pero en ninguna forma es la unica forma de Moral que existe.

Hay muchas morales, y el hombre educado debe de conocerlas a todas antes de adoptar una por el resto de la vida, de hecho casi cada Corriente Filosofica, e incluso cada Filosofo, ha pensado seriamente cual es la mejor moral, por ejemplo, Descartes llego a la conclusion que antes de tener una moral, debe de tener una Vision Teologica personal, pero Nietzche manda al bote de la basura la Teologia y propone una moral basada en el Individuo sobre todas las cosas.

Y asi, hay Moral Benedictina, Jesuita, Comunista, Nazista, Sionista, Musulmana, Catolica, Protestante y un larguisimo etcetera, y entre todas ellas, tenemos que elegir la que mejor va con nuestra personalidad, la que cada individuo cree correcta, basada en lo que aprendio de sus padres y abuelos, de lo que funciona y de lo que no funciona.

No podemos andar por el mundo con una Moral que considera a los que no creen como nosotros como seres dignos de ser destruidos, o que las mujeres (o los hombres), no valen nada, porque caeriamos en un comportamiento sociopatico, y claro, esa la peor forma de convivir con el resto de la humanidad, que en un acto de legitima defensa, puede iniciar un movimiento violento de liberacion, como la resistencia europea a los nazis, o la palestina a los sionistas.

Mi generacion fue educada todavia como catolicos, pero en un gran acto de confusion educativa, tambien recibimos la educacion juarista, que tiene la famosa frase:

El Respeto al Derecho Ajeno es la Paz

Que viendola bien, deberia de aplicarse al pie de la letra, es una base muy solida desde la cual iniciar, el respeto a los demas, a sus formas de pensar, es el primer paso para la convivencia pacifica, y el objetivo fandamental de la Moral, es la de proporcionar las bases del comportamiento al individuo que nos permitan hacer un mundo civilizado y pacifico, en que toda la humanidad pueda encontrar paz, tranquilidad y progreso, que nos duela el dolor ajeno, que el sufrimiento por los demas nos de la fuerza para darles la mano en caso de necesidad, pero que tambien permita el empuñar las armas para defender a la Civilizacion; el equilibrio no es facil, ni el aprendizaje, no cualquiera puede aprender algo mas alla de los que nos enseñan en la escuela, pero creo que el buen catolico, musulman, protestante, judio, ateo, comunista, capitalista y todos los demas, saben, es que no se debe dañar a los demas intencionadamente.

martes, 8 de septiembre de 2015

DEBERES PARA CONSIGO MISMO 2a Parte

Ejercicio físico
2.23.- Definición. (Del latín exercitium y de physicus).-Acción de ejercitarse u ocuparse en una cosa, perteneciente a la constitución y naturaleza copórea. El hombre saludable, robusto y fuerte, tiene más probabilidades de resistir los efectos de las enfermedades imprevistas, que el hombre débil y enfermizo. Al mismo tiempo, el hombre fuerte puede hacer más trabajo físico y mental que el hombre débil, el cual no tiene la resistencia suficiente para sobrellevarlos.
2.24.- La mejor manera de conservar y aún de aumentar nuestras fuerzas son los ejercicios físicos, siempre que hagamos de ellos una elección apropiada. Lo anterior constituye en todos y cada uno de nosotros un deber moral.
2.25.- Los antiguos anteponiéndose a las verdades establecidas por los filósofos y los científicos de nuestros días, dijeron: “nada hay mejor que una mente sana en un cuerpo sano” y si esto es una verdad como realmente lo es, claramente nos dice que en el cuerpo que no está sano el alma o la mente puede estar sana o no sana; y debemos procurar el sostenimiento de nuestras fuerzas y nuestra salud, porque con eso aseguraremos tener todas nuestras facultades en el estado más saludable.
2.26.- El desarrollo físico influye altamente en la moralidad de los niños como en la de las personas mayores. Supongamos que un niño débil y enfermizo quiere jugar con sus hermanos y los otros niños que son más fuertes que él, como que los otros, por el hecho de ser fuertes pueden correr, saltar, brincar, hacer gimnasia y otros ejercicios fuertes, pero inocentes, el niño débil tendrá que retirarse sin gozar de todos esos placeres infantiles.
2.27.- Muchos seres infortunados, debido a las contrariedades naturales de la vida, o por sus propias faltas, así como también por las enfermedades, en un momento fatal destruyen su propia existencia, a lo cual le llamamos suicidio.
2.26. 1.- Al retirarse lo hace con sentimiento, porque él no puede gozar, y ese sentimiento, después llega a tener la forma de envidia. Finalmente, en su imaginación cree que los demás son la causa de su propio mal y en tal caso se separa por completo de todos, y su guía, si bien es necesario conceder que no ha de ser necesariamente el mal, al menos tenemos que admitir que en parte está prevenido contra el bien. 2.26. 2.- Por está razón, cualquier sacrificio que hagamos para obtener el mayor desarrollo físico posible, es un deber imprescindible en nosotros. _________________________________________ Suicidio .-
2.29.- Si el hombre destruye su propia existencia por consecuencia de sus propias faltas, como suelen hacer muchos jugadores, por haber perdido sus fortunas, u otros, por haber robado, o de otra manera haberse causado la mayor deshonra, conservando la existencia y obrando siempre dentro del bien y de la moral, el mismo suicida podría de nuevo obtener la honra perdida y el favor y la estimación de cuantos le conocieran.
2.28.- Definición.- (Voz formada a semejanza de homicidio, del latín sui, de si mismo y caedere, matar). Acción y efecto de matarse a si mismo. Suicidarse. El suicidio es el mayor mal que el hombre puede llegar a hacer, cualquiera que sea la causa, o - por mejor decir - excusa que se ponga para llevarlo a cabo. Nunca puede admitirse la razón del suicidio, ni desde el punto de vista de nuestra propia conservación, cuyo primer deber es conservarnos en vez de destruirnos, ni tampoco es excusable desde el punto de vista de nuestros deberes para con los demás, puesto que no debemos privarles de los derechos que nosotros hemos apetecido para con nosotros mismos. 2.30.- Si el suicida toma por causa la falta de salud, o algunas otras puramente inevitables, las causas que a él le parecen tan poderosas ante sus amigos, ante la sociedad, y ante Dios, no son sino una mera excusa para cometer tan enorme crimen.

domingo, 2 de agosto de 2015

DEBERES PARA CONSIGO MISMO

2. 1.- Definición.- Los primeros deberes que debemos considerar, son todos aquellos que atañen más a nuestra propia persona; son los que corresponden a la conservación de nuestra salud y de nuestra existencia.
Para conservar nuestra salud, es necesario que pongamos toda la atención y tengamos el mayor cuidado evitando en todo las causas que pueden traernos una enfermedad. Alimento
2. 2.- Definición.- (del latín alimentum). Cualquier substancia que sirve para nutrir por medio de la absorción y de la asimilación. Para vivir necesitamos comer, pero como todas las cosas, esa necesidad tiene un límite, y el límite es simplemente aquel que nuestra propia naturaleza nos impone.
2. 3.- Si al sentarnos a la mesa, empezamos a comer de un modo tal que nuestro estómago no puede resistir la cantidad de alimentos que hemos comido, resulta: 2. 3. 1.- Un malestar debido a la difícil digestión. 2. 3. 2.- Después de ello, algo mas grave como la fiebre o una enfermedad que se llama indigestión, porque el estómago no ha tenido fuerza suficiente para digerir los alimentos.
2. 6.- Definición.- (del latín ebrietas, ebriatis). Embriaguez, turbación pasajera de las potencias, dimanada de la abundancia con que se ha bebido vino u otro licor.
2. 3. 3.- Finalmente, puede suceder que la indigestión nos produzca la muerte. 2. 4.- Para evitar todo lo anterior, solamente tenemos que procurar no excedernos en la alimentación. Debemos ser moderados. 2. 5.- Todas las cosas de la naturaleza están destinadas a causarnos bien o mal, según el uso bueno o malo que hagamos de ellas. Ebriedad
2. 7.- Por el contrario, si simplemente por capricho, por necedad o por el afán de notoriedad el niño, la niña, o las personas mayores, usan las bebidas que no les producen ningún bien, entonces no diremos que las bebidas son malas, sino que la persona ha hecho mal uso de ellas y en tal caso el individuo ha faltado a los deberes para consigo mismo.
2. 6. 1.- Entre lo que existe, hallamos lo que conocemos como bebidas alcohólicas. Las bebidas sin duda alguna cuando son naturales hacen bien, porque sí cuando una persona se halla enferma y muy débil, el médico con sus conocimientos cuando cree que para fortalecer su debilitada naturaleza el paciente debe tomar un poco de vino en las comidas y sabe que le ha de hacer bien, en tal caso el uso de la bebida será bueno. 2. 8.- Tanto en lo que se relaciona a la alimentación como a las bebidas, si queremos cumplir con nuestro deber, no debemos comer hasta empacharnos, ni debemos beber hasta transtornarnos (emborracharnos). Si malo es el no comer y la poca moderación en los alimentos, peor es el abuso de las bebidas y de las comidas.
2.11.- Los niños que han presenciado aquel hecho tan repugnante delatan al hombre ebrio con las autoridades, quienes lo llevan preso a la cárcel.
2. 9.- Vamos a ejemplificar un hecho de la vida real; un hombre sale de su casa trastornado llega a la calle y como está en un estado nervioso anormal, su razón se halla ofuscada, el puede creer que lo bueno es malo, y que lo malo es bueno. 2.10.- Este hombre se encuentra con varios niños en la calle, quienes al salir de la escuela van contentos y deseosos de gozar con diversiones inocentes. En la escuela supieron sus lecciones y en todo obedecieron al profesor. El hombre ebrio como necesita mucho espacio para caminar, al cruzar por donde están aquellos niños, cree que éstos le incomodan, y en su excitación nerviosa le da un golpe a uno de ellos quien cae sobre la banqueta y se rompe la cabeza.
2.14. 1.- En su primera falta, es decir, la que ha cometido para consigo mismo, recibe el propio castigo que se merece, porque la naturaleza en sus leyes es inexorable y cuando por cualquier causa se falta a ellas, más justa que las leyes sociales, el castigo viene como consecuencia natural de la falta.
2.12.- Por principio de cuentas aquel hombre ebrio ha faltado a su deber porque ha hecho un mal para sí mismo y otro mal para el niño y la sociedad, puesto que le ha roto la cabeza. Ha aterrorizado a los otros niños, sus compañeros, y ha sido la causa de que estos pensaran mal de él. 2.13.- ¿Es responsable el hombre ebrio por los daños que acaba de hacer? 2.13. 1.- A sí mismo. 2.13. 2.- Al niño lastimado. 2.13. 3.- A los niños que salían de la escuela. 2.13. 4.- Por el disgusto que ha causado a los pasantes en la calle y 2.13. 5.- Por los gastos a que obliga a todos los ciudadanos, por su sostenimiento en la cárcel. 2.14.- ¡Claro está que es responsable!. En primer lugar, la embriaguez le imposibilita de trabajar, le priva de su libertad porque lo han metido en la cárcel, y finalmente, se ha causado un daño personal porque no pudiendo comer, además del dolor de cabeza natural que le ha causado la embriaguez, se debilita.
2.17.- Esto es muy justo porque tanto el hombre como el niño, deben tener un corazón sensible y deben compadecerse del mal; pero en ningún caso ni condición alguna será humano, ni bondadoso hacer que el castigo, por la falta cometida, no se aplique o sea tan leve que no prevenga el que, el individuo y la sociedad en general, vuelva a cometerla en lo futuro.
2.15.- También es responsable de los daños causados a: 2.15. 1.- El niño lastimado. 2.15. 2.- A los niños. 2.15. 3.- A las demás personas. 2.15. 4.- Todo lo anterior, porque lo ha hecho por su propio gusto, y antes de tomar hasta embriagarse tenía la convicción de cuáles habían de ser las consecuencias. No obstante, se embriagó, por lo tanto es responsable de sus propios actos y hechos, tanto en lo particular como en lo que corresponde a las leyes sociales que todos debemos apoyar y defender, por tanto el hombre merece el castigo. 2.16.- Vemos con frecuencia que cuando un hombre ha perdido la razón por su propio gusto, y ha cometido grandes males, cuando llega el momento de tenerle que castigar, entonces la mayor parte de las personas, amigos o no del interesado, procuran que el castigo sea lo más leve posible.
2.20.- El hombre sucio y desaseado desagrada a los demás y aunque solo sea esto, faltaremos a nuestros deberes para con nuestros semejantes, puesto que como no queremos que nos disgusten a nosotros, no tenemos ningún derecho a disgustar a los otros.
2. 18.- La idea de la justicia es innata en todos los hombres y se refina mucho más según conforme el individuo se educa, ese refinamiento únicamente tiene por objeto hacer que el castigo se ajuste lo más posible al merecimiento de la falta; pero nunca por los mentados sentimientos humanitarios, estaremos autorizados a procurar que el castigo sea menor al merecido por la falta, puesto que en ese caso estamos haciendo un mal mayor del cual, la sociedad tendrá que sufrir en lo futuro las consecuencias. Aseo 2.19.- Definición.- (De asear). Limpieza, curiosidad. El aseo consiste en observar con nuestro propio cuerpo, con las ropas que vestimos, con nuestras habitaciones, en nuestras casas, y donde trabajamos, la mayor limpieza posible. Como el deber primero del hombre es la propia conservación, la falta de aseo puede causarnos trastornos en la salud, lo debemos considerar como un deber moral, puesto que con la negligencia nos causamos un daño real que nos hace sufrir. 2.21.- Finalmente, el hombre o el niño aseado, ya sea pobre, o rico, tiene siempre más probabilidades de ganarse la amistad de los demás que el hombre o el niño sucio, aunque su ropa sea nueva o vieja.
2.22.- Otros de los deberes que nosotros tenemos para con nosotros mismos es el de hacernos lo más fuertes posible, desde un punto de vista puramente físico.
2.21.1.- La presencia de las personas desaseadas repugna y frecuentemente debido a los olores propios de la falta de aseo, trastornan y enferman el estómago de los que le rodean y si a ello le agregan ropa demasiado grande, que no es de su medida, dan el aspecto de ser una persona con problemas psicológicos o con transtorno mental.